sábado, 30 de julio de 2016

REGALO


De tanto vivir en el fuego
La gramilla teje su espacio por el alambrado de púa
Donde la neblina desdibuja siluetas de un pájaro carpintero
Y las arañas esperan a una mariposa distraída.
Mañana mis lágrimas se volverán cenizas
Renacidas en mejillas de una niña de trenzas azabaches
Que corre por el potrero entre caballos y sombras de ñandubay.
Quiero ser sincero con mi pampa amarilla de invierno
Quiero regresar a la tapera imaginaria y levantar de nuevo paredes de adobe.
No, no va a ser posible seguramente el canto en aquellas oscuridades
Pero tal vez encuentre en el fondo del aljibe un libro de plata y oro 
Que jamás me regalaste.

Horacio Enrique POGGI 

No hay comentarios:

Publicar un comentario